Pompeya

Pompeya es una antigua ciudad romana que quedó sepultada bajo las cenizas del Vesubio hace más de 2.000 años en uno de los desastres naturales más violentos de la historia de la humanidad.

Una mirada al pasado

Durante el siglo I Pompeya vivió su época de máximo esplendor, llegando a convertirse en una de las ciudades más ricas y prósperas del mundo capaz de hacer sombra a importantes capitales italianas como Roma.

En el año 79 tendría lugar el trágico acontecimiento que marcaría el rumbo de la historia de la ciudad. Una mañana, de improviso y sin avisar, el volcán Vesubio despertó arrojando su ira contra la ciudad para sellarla y dejarla sepultada por las cenizas.

Desde este momento la ciudad guardó silencio y permaneció en el olvido hasta que fuera redescubierta en el siglo XVI. En el año 1748 comenzaron las excavaciones para sacarla a la luz, y desde entonces se han desenterrado más de 45 hectáreas de terreno.

Qué ver en Pompeya

Pompeya es un lugar sorprendentemente cargado de historia. Aunque la ciudad se encuentra repleta de lugares de interés, estos son algunos de los puntos que no podéis perderos durante vuestra visita:

  • Foro: Corazón de la ciudad y centro de la vida política, social y religiosa de Pompeya, es una de las zonas más modernas e interesantes de la ciudad.
  • Templo de Apolo: Localizado en las inmediaciones del foro, el templo dedicado al Dios del sol continúa siendo uno de los lugares más fascinantes de Pompeya.
  • Lupanar: Uno de los puntos que más llama la atención de los visitantes de Pompeya es el antiguo prostíbulo, donde aún se conservan las sencillas habitaciones y algunos frescos de carácter erótico. Resulta impactante la tarifa de los servicios, siendo una hora equivalente al precio de una copa de vino.
  • Orto dei fuggiaschi: El espacio más impactante de la ciudad es especialista en poner la piel de gallina a los visitantes. Aquí se reúnen algunos cadáveres petrificados de los antiguos habitantes de la ciudad que no lograron escapar a tiempo de furia del Vesubio.
  • Teatro Grande: Construido en el siglo II a.C., este teatro para más de 5.000 espectadores era el lugar de esparcimiento preferido de los ciudadanos de Pompeya.
  • Casa del Fauno: Conocida como la Casa del Fauno por la pequeña escultura de una de sus fuentes, aún se conserva como una de las casas más ricas y lujosas de Pompeya.

Cómo llegar a Pompeya

Las tres formas principales de llegar a Pompeya desde Nápoles son las siguientes:

  • Excursión en español: La forma más cómoda y fácil de llegar, incluye recogida en el hotel, transporte, guía oficial de habla española y entradas sin colas. El precio es de 60€ por persona y se puede reservar online pulsando aquí.
  • Tren: Para llegar en tren hasta Pompeya podéis tomar la línea Circumvesuviana. La duración del viaje es de entre 30 y 40 minutos y el precio es de unos 3 euros (puede variar en función del tren).
  • Coche de alquiler: La opción más económica si sois un grupo o viajáis en familia, aunque no siempre la más cómoda. Es una opción valorable si tenéis pensado aprovechar el coche para hacer otras visitas cercanas. Podéis alquilar un coche pulsando aquí.

Impactante e imprescindible

La excursión a Pompeya es una de las imprescindibles desde Nápoles, ya que resulta impactante transportarse en el tiempo para pasear por las callejuelas adoquinadas anteriormente tan llenas de vida que, de un momento a otro, quedaron asoladas, sepultadas por las cenizas y atrapadas en una inmovilidad eterna que las conservaría por el fin de los tiempos.

Horario

Desde el 1 noviembre hasta el 31 de marzo: Todos los días de 8:30 a 17:00 horas.
Desde el 1 de abril hasta el 31 de octubre: Todos los días de 8:30 a 19:30 horas.

Precio

Adultos: 11€.
Ciudadanos de la UE entre 18 y 25 años: 5,50€.
Ciudadanos de la UE menores de 18 y mayores de 65 años: entrada gratuita.
Billete combinado Pompeya, Herculano, Oplontis, Stabia y Antiquarium de Boscoreale
Adultos: 20€.
Ciudadanos de la UE entre 18 y 25 años: 10€.

Excursión a Pompeya 60 €

Lugares próximos

Monte Vesubio (9.3 km) Positano (13.1 km) Castillo del Huevo (20.1 km) Castillo Nuevo (20.3 km) Palacio Real de Nápoles (20.4 km)