Basílica de San Lorenzo Mayor

Basílica de San Lorenzo Mayor

Localizada en la Plaza de San Gaetano, la Basílica de San Lorenzo Mayor es una de las más antiguas de Nápoles. Bajo sus entrañas se pueden visitar excavaciones arqueológicas que narran la historia de la ciudad.

El interior de la basílica presenta una planta con forma de cruz y 16 capillas en los laterales. Junto a la basílica se puede visitar el convento de San Lorenzo, que actualmente conserva algunas zonas con su aspecto original, a la vez que alberga el Museo dell'Opera di San Lorenzo Maggiore, en el que se pueden ver importantes testimonios del siglo XVIII.

De vuelta al pasado

A lo largo de los años la basílica ha sufrido diferentes avatares que la han llevado a sumergirse en numerosas remodelaciones. De este modo, el claustro funcionó algún tiempo como depósito de armas y el campanario fue asediado y asaltado en diferentes ocasiones.

La fachada fue reconstruida completamente en 1742 y a partir de 1882 la iglesia fue restaurada en numerosas ocasiones, por lo que los elementos barrocos originales fueron eliminados.

Una de las partes más interesantes del convento son las excavaciones arqueológicas de origen greco romano que se encuentran escondidas bajo sus instalaciones. Tan solo un par de metros bajo la superficie es posible viajar en el tiempo para pasear por los restos el antiguo mercado de la ciudad y algunas estructuras procedentes del siglo IV a.C.

Céntrica e interesante

La Basílica de San Lorenzo Maggiore es uno de los complejos monumentales más importantes de la ciudad, tanto históricamente como artísticamente, por lo que merece la pena hacerle una visita.

Es común confundir la visita a la parte subterránea de la basílica con la visita a los cercanos túneles de Nápoles Subterránea, pero no tienen nada que ver la una con la otra.

Horario

Todos los días de 9:30 a 17:30 horas.

Precio

Adultos: 9€.
Menores de 18 años: 6€.

Transporte

Metro: líneas 1 y 2.
Autobús: líneas 201, C1N y R2.